Por qué tener un blog bonito no te sirve de mucho

Un blog bonito y ya no te va a servir de mucho. Detrás del diseño de tu web, o blog, debe haber mucha intencionalidad y estrategia, más allá de que sea estéticamente agradable.

A todas nos gusta que nuestro sitio web, la cara digital de nuestro negocio, se vea lindo. Que luzca bonito.

Y pensamos que lograr que algo se vea bonito es una de las cosas que debe buscar un buen diseño.

Pero no.

O al menos no solamente y en este post te explico por qué.

 A todas nos gusta que nuestro sitio web, la cara digital de nuestro negocio, se vea lindo. Que luzca bonito. Y pensamos que lograr que algo se vea bonito es una de las cosas que debe buscar un buen diseño. Pero no. O al menos no solamente y en este post te explico por qué. #Marketing #SitioWeb #Blogger #NegocioOnline #DiseñoWeb

De manera general, estas son las dos cuestiones fundamentales que no vas a resolver con un diseño bonito:

un diseño bonito no va a salvar el contenido de tu blog 

Si tu blog o página web es como un pavo real, muy bonito pero sin nada interesante que decir, los que lleguen de visita te van a mirar un rato y después van a dar media vuelta.

El contenido es el corazón de tu blog; es lo que hace que tu audiencia regrese una y otra vez. 

Tener un blog precioso no te va a servir de mucho si el contenido que publicas es pobre, no le aporta nada a nadie, o no está enfocado a un público concreto.

Por muy lindo que se vea tu sitio, no va a poder hacer nada por ti ni por tu negocio si no puedes establecer una conversación con tu audiencia. Si lo que escribes no le aporta ningún valor a tus lectores y sienten que pierden el tiempo leyendo tus posts, no van a querer quedarse... y mucho menos volver!

un diseño bonito no es necesariamente un buen diseño

Aunque tengas buen contenido, el diseño de tu blog tiene que ser más que bonito. Para cada elemento del diseño tiene que haber un por qué.

Tiene que ser estratégico, tanto en la función como en el mensaje de marca que comunique. 

el diseño de tu blog debe ser funcional

Un buen diseño web debe conducir al visitante por las secciones de tu sitio... pero no a lo loco! sino con una estrategia y una intencionalidad detrás. Para eso, el diseño de tu sitio web no puede ser solo estéticamente agradable, tiene que ser funcional

¿De qué te sirve llegar a una página web que esté muy linda a primera vista, pero que esté mal organizada, que los enlaces no estén en el lugar óptimo, que el menú esté desordenado, que no tenga un flujo de navegación claro para que los visitantes sepan cómo conducirse?

Cada página tiene una función específica y hay recorridos con objetivos claros y bien definidos: que lean un post, que se apunten a tu lista de correo, que compren tu producto.

El diseño es un elemento muy importante para lograr que vayan por ese caminito... es la arquitectura de tu casa digital.

Si tus visitantes no saben qué hacer o para dónde moverse, sencillamente se van a ir. Es tan fácil como cerrar una pestaña del navegador.

el diseño de tu web debe gritar tu marca a todo pulmón

El objetivo fundamental de un buen diseño es comunicar efectivamente un mensaje.

En el caso que hablamos, de manera general, es tu mensaje de marca.

¿De qué te sirve que tu sitio web se vea muy bonito, y esté todo perfectamente ordenado, pero los valores que comunica el diseño no tienen nada que ver con los valores de tu marca?

el diseño de tu blog debe decir quién eres

En primer lugar, es importante que tengas definida tu identidad de marca, quién eres y cuáles son tus valores. Porque a partir de la concepción que hayas hecho de tu marca es que se diseñan los elementos gráficos que la van a representar.

¿Por qué?

Pues porque los gráficos de tu blog pueden ser preciosos, pero si las imágenes que usas no tienen nada que ver con los temas que tratas, o están diseñadas con un tono que no se corresponde al de tu marca (demasiado coloridas cuando tu marca es más sobria, por ejemplo), dejarás a tus visitantes confusos y sin poder saber claramente quién eres.

Por eso es que el diseño de tu marca, y de todo lo que se relaciona con ella (logotipo, sitio web, diseño de productos, papelería, empaques, todo!) no puede ser solo bonito: tiene que tener una coherencia y responder a una estrategia de marca.

la imagen de tu blog debe decir a quién le hablas

¿Quiénes quieres que se sientan identificados con lo que dices?

Los elementos gráficos que representan a tu marca deben hablar sobre ti, pero al mismo tiempo deben hablarle a tu público.

Por esto es importante que tengas definido a tu público, porque al final el diseño de tu sitio no es para ti, sino para tu audiencia.

El diseño de tu sitio debe captar la atención de tu audiencia ideal, y hacerla sentir conectada contigo. Y eso es algo que un diseño bonito no te va a dar.

Solo un buen diseño, con una estrategia de marca detrás, podrá ser capaz de encapsular los elementos necesarios para expresar quién eres como marca, y a quién le hablas.

 

en resumen

Un blog bonito no te sirve de mucho porque, sencillamente, un blog bonito y ya no representa tu marca.

Un diseño que sea solo bonito no pude comunicar quién eres, qué te hace diferente, a quién le hablas, ni qué le puedes aportar a tu audiencia.

Por supuesto, es importante que te identifiques y te sientas satisfecha con el diseño gráfico de tu sitio, que te guste. Por eso es fundamental que tu identidad de marca esté en consonancia con quién eres, especialmente si trabajas con una marca personal.

Pero para lograr eso hay un método: si los valores de tu marca están estrechamente relacionados contigo, y el trabajo de diseño está bien fundado en estos valores, el resultado final te va gustar.