Los tres elementos básicos para una buena foto

La fotografía es un elemento fundamental dentro del diseño de tu web y de la imagen gráfica de tu marca. Y un uso correcto de las fotografías te puede ayudar un montón en tu negocio online. Pero no siempre logramos los resultados que queremos con las fotos que hacemos.

Comprendo tu frustración con las fotos que haces, porque al principio a todas nos pasa.

La buena noticia es que hay una forma de resolverlo:

Comprendiendo de una vez cuáles son los tres elementos básicos para hacer una buena foto, que son la exposición, la composición y el estilismo. 

 En este post te cuento los tres elementos fundamentales que debes dominar para que tus fotos siempre te queden bien.

qué es la exposición

Pues la exposición es, sencillamente, la cantidad de luz que llega al sensor de tu cámara. Da igual si tienes una réflex, una cámara compacta, o usas tu teléfono.

La exposición es uno de los conceptos fundamentales en fotografía. De ella depende cuánta luz tiene tu foto, y dado que la luz es la materia prima de la fotografía, pues te puedes imaginar que es fundamental saber cómo controlar ese recurso.

Una exposición correcta es cuando a tu cámara llega la cantidad de luz justa.

Ni más, ni menos.

 Si dejas entrar más luz de la que hace falta, entonces sencillamente sobrará luz y la foto quedará demasiado luminosa, con un look más parecido al de un poster que al de una fotografía.

Si dejas entrar más luz de la que hace falta, entonces sencillamente sobrará luz y la foto quedará demasiado luminosa, con un look más parecido al de un poster que al de una fotografía.

 Por el contrario, si llega menos luz de la que el sensor de tu cámara necesita para poder "ver" bien la escena que quieres fotografiar, pues le faltará luz a tu exposición y la foto quedará demasiado oscura.

Por el contrario, si llega menos luz de la que el sensor de tu cámara necesita para poder "ver" bien la escena que quieres fotografiar, pues le faltará luz a tu exposición y la foto quedará demasiado oscura.

 

cómo exponer correctamente

La exposición (o sea, la cantidad de luz que entra a tu cámara), se puede controlar por medio de tres elementos:

  • apertura del diafragma del lente,
  • velocidad de disparo,
  • y el ISO o sensibilidad del sensor.

Cada uno de estos elementos afectan la cantidad de luz que llega al sensor de la cámara y, como son tres, en fotografía se conocen como el triángulo de la exposición.

Cuando dejas tu cámara en modo automático, lo que sucede es que tu cámara es la que decide qué valor darle a cada uno de estos elementos, según lo que ella crea más conveniente. ¡Y no queremos esto! Lo que queremos es poder controlar estos elementos básicos de la exposición para hacer la foto que nosotros tenemos en la cabeza, y no la qua a la cámara se le ocurra.

Muchas veces pensamos, erróneamente, que si tenemos una buena cámara las fotos quedarán buenas porque sí... o porque las fotos las hace la cámara.

Pero lo principal es que quien tenga la cámara en la mano sepa lo que está haciendo: ¡hay fotógrafos haciendo cosas impresionantes con un simple iPhone! y aficionados con cámaras de miles de dólares haciendo fotos que dan ganas de llorar (y no por la emoción).

Por eso es importante que comprendas de una vez cómo controlar el triángulo de la exposición.

Básicamente, debes escoger uno de los elementos (apertura del diafragma, velocidad de disparo o ISO) y decidir en qué valor lo necesitas para la foto que quieres hacer. Una vez decidido esto, ajustas los demás elementos para compensar la falta o el exceso de luz.

Créeme, que es mucho más sencillo de lo que suena, y en mi curso de fotografía hay una lección completa dedicada a explicarte con detalle cómo controlar cada uno de estos elementos, con muchos ejemplos concretos de fotos para que todo te quede bien claro.

Te puedes apuntar aquí... es gratis y no necesitas una réflex :)

 

estilismo y composición

La composición es el otro elemento básico a dominar para hacer una buena foto.

Una buena composición, de la mano de un estilismo adecuado, llevarán a tu fotografía al siguiente nivel. Con estas dos herramientas creativas lograrás que tus imágenes comuniquen algo... más allá de estar correctamente expuestas.

Veamos primero las reglas de composición básicas a tener en cuenta cuando estás creando una escena para fotografiar.

regla de los tercios

Es casi seguro que hayas visto mencionar esta regla por ahí. Es muy sencilla y muy efectiva, por eso es tan conocida.

Básicamente, de lo que se trata es de dividir imaginariamente tu foto en tercios, y situar el elemento principal en uno de los puntos en que se cruzan las líneas.

 En esta foto, la apertura del lente fue de f/2.8. Como puedes ver, quedó completamente enfocada la primera acuarela, y las demás fuera de foco.
 En esta, se mantuvieron los mismos parámetros de velocidad e ISO, pero se cerró la apertura del lente hasta f/9. Como no se compensó la falta de luz con los otros ajustes de la exposición, la foto quedó muy oscura. Además, aquí puedes ver cómo la última acuarela está mucho más enfocada que en la foto anterior, por haber cerrado la apertura del lente.

 

simetría

La regla de los tercios funciona my bien porque rompe la simetría de la imagen, que a veces puede resultar aburrida. No obstante, en otras ocasiones crear una imagen simétrica con el elemento principal en el centro puede ayudar a componer una foto más fuerte visualmente, o a situar mayor énfasis en el elemento principal.

flores-Monica-Duran.jpeg
descargar (1).jpeg

 

espacio negativo

Especialmente para las fotos que piensas utilizar en las portadas de tus posts es muy importante que crees composiciones con suficiente espacio negativo, copy space, o espacio "en blanco".

Se trata de dejar un área de la foto son elementos que distraigan imagen para poder añadir posteriormente algún texto. Esto lo puedes conseguir dejando un espacio vacío, o haciendo que en el espacio negativo hayan elementos que estén muy desenfocados.

 

estilismo

Primero, ¿qué es el estilismo? Ah... el estilismo es donde ocurre la magia. Es cómo seleccionas y organizas los elementos de una foto para que tengan una estética determinada. Con la estilización de tus imágenes serás capaz de alinear la personalidad de tus fotos con la de tu marca y negocio.

El estilismo particular que apliques hará que la estética de tu marca se vuelva fácilmente reconocible y memorable. Hay varios factores a tener en cuenta cuando estilizas una escena para hacer una fotografía, como los colores, los props que vas a utilizar, y la forma en que los vas a organizar para contar una historia en tu foto.

En el curso de fotografía te explico con más detalle cómo estilizar tus fotos, y te cuento una regla de composición más. ¿A qué esperas para apuntarte?

 ¿quieres hacer mejores fotos? Suscríbete a mi curso gratis para que empieces a mejorar las fotos de tu blog e Instagram... en una semana y sin invertir nada!  Visual Bloom

 

¿Quieres contarme cuál es tu mayor problema cuando haces las fotos de tu blog o Instagram?

Te espero en los comentarios para leerte y resolver tus dudas :)